¿Cuales son los beneficios de caminar regularmente? Caminar es una forma de adelgazar y de mantenernos en forma, y nos ayuda a superar un ritmo de vida demasiado sedentario.



Caminar es uno de los deportes más completos que existen, según confirman médicos especialistas. Para su buena práctica tienen que intervenir todas las extremidades, y por ello existen manuales que explican cómo andar correctamente.

Este ejercicio físico aporta muchos beneficios: ayuda a trabajar las articulaciones del tobillo, las rodillas y las caderas, a combatir el insomnio producto del cansancio, estimula el aparato digestivo, provoca el movimiento natural de masaje y drenaje de los músculos, que permite eliminar poco a poco las células grasas, y mejora tanto la circulación como la respiración.

Trucos y Consejos
Lo más aconsejable es andar con el cuerpo erguido y los hombros hacia atrás. Primero se tiene que apoyar el talón en el suelo y luego todo el pie y los dedos, dejando caer el peso del cuerpo en el borde exterior del pie. Mientras se anda hay que contraer de vez en cuando los glúteos y el vientre, sin encorvar la espalda. Se recomienda empezar con un ritmo lento y aumentarlo progresivamente.

Otro de los aspectos más positivos de esta práctica, tan barata como saludable, es que se puede realizar a cualquier edad. Para que caminar resulte beneficioso, es aconsejable hacerlo durante diez minutos diarios, como mínimo.